Sábado 13 de Enero 2024
REINA LETIZIA

Las palabras de la reina Letizia que sentenciaron su vínculo con la reina Sofía

Un momento que definió el trato entre ambas.

La reina Letizia. Fuente: (Twitter)
Escrito en MUNDO IBERO el

Abril del 2015. Entrega de los Premios de Discapacidad de ese año. Doña Sofía se sincera como nunca y se refiere a la reina Letizia de la siguiente manera. “Somos completamente opuestas, pero los polos opuestos se atraen”. Una frase que su nuera responde con otro casi elogio, por llamarlo de alguna manera. “Yo soy muy distinta. Somos dos Españas completamente diferentes. Dos formas distintas de hacer bien las cosas. No sólo hay una manera”, afirma.

Nada de eso es casualidad. Ni las declaraciones de ambas ni el intento por anunciar que esas diferencias no harán mella entre ellas.  Todo el mundo marca el tenso vínculo que mantienen y necesitaban salir a aclarar las cosas. Llevar tranquilidad y dar un mensaje de unidad. Uno que la Familia Real necesitaba como agua de mayo tras los escándalos.

La reina Letizia y la reina Sofía se dejaron ver muy cercanas en aquella oportunidad. Fuente: (Twitter)

Lo cierto es que el vínculo entre doña Sofía y Letizia es cordial, pero también malo. Algo que quedó sentenciado en el mismo momento en el que el rey Felipe sentó a su flamante novia por primera vez en la mesa, frente a su madre y sus hermanas. Desde esa noche, todos los presentes entendieron que la cosa iba a ser difícil.

Felipe presentó a Letizia frente a su madre y sus hermanas., Fuente: (Twitter)

Según explican referentes en el mundillo de la Realeza, doña Sofía quedó anonadada cuando la reina Letizia confesó ser atea.  Un sentimiento que se incrementó en cuanto la, por entonces, periodista, manifestó su manera de pensar sobre algunos temas sociales sensibles (con los que la madre de Felipe no estaba de acuerdo) y habló de sus viajes y vida pasada.

En más de una oportunidad ha quedado registrado como Letizia escapa a la religión. Fuente. (Twitter)

En ese primer encuentro, además, se vio una personalidad muy marcada e intenciones muy claras por parte de Letizia, que no iba a ocultar su manera de ser, por mucho que los protocolos y la opinión se lo pidiesen. Un cóctel que, sin dudas, se alejaba por completo de lo que Sofía esperaba para su hijo y para quien ocupase su lugar. Desde esa noche, el camino entre ambas estuvo marcado y rara vez encontró un desvío favorable.

No te pierdas ninguna noticia